15 de junio de 2024
Buscar

La ONG lagunera AMYCO fleta un contenedor con un tractor y material agrícola con destino a Senegal

Actualidad

1 de septiembre de 2021

La entidad, con sede en la Finca El Abrojo, ha logrado reunir distinto material a lo largo y ancho de la provincia, el cual ha sido enviado este verano al país africano para contribuir al desarrollo de su entorno rural y así ayudar a fijar población y evitar el drama de la emigración

La solidaridad ha vuelto a convertirse en noticia, en Laguna de Duero, una vez más, con motivo de una importante donación realizada el pasado mes de julio por parte de la ONG AMYCO. Desde su sede ubicada en la Finca El Abrojo, los voluntarios y socios integrantes de esta organización han trabajado, durante meses, para conseguir llenar un contenedor de material y herramientas agrícolas, además de otros útiles sanitarios y educativos, hasta llenar un contenedor. Finalmente, este fue completamente cargado, el pasado 13 de julio, y enviado a través del puerto de Valencia rumbo a Dakar, donde su llegada se ha producido hace escasos días.

Aunque las restricciones que ha impuesto la pandemia han dificultado mucho las gestiones para la recogida de material, y el aumento de precio del envío debido a la crisis del canal de Suez dificultaron el proyecto, este ha sido posible gracias a las donaciones de numerosas empresas, instituciones y particulares de todos los puntos de la provincia vallisoletana. Gracias a ello, el contenedor llegará a su destino, las misiones católicas de los Oblatos en Ngueniène (región de Thies) y en Kounghel (región de Kaolak), a una zona donde la agricultura, si bien está bastante subdesarrollada, es el principal recurso económico. El objetivo es facilitar la modernización de este sector, favoreciendo un desarrollo que ayude a fijar población para que los jóvenes no tengan que ir a Dakar en busca de mejores oportunidades de trabajo y frenar así la inmigración ilegal hacia Europa.

Entre los materiales enviados está un tractor con pala; dos motocultores; tres desbrozadoras; un cultivador; diez camas de hospital; quince pupitres escolares; siete encerados; 4.500 gafas; 1.000 pares de calcetines; un palé de tomate en conserva, pañales absorventes, una silla de ruedas, varias sacas de ropa y calzado, un depósito de agua, muebles y menaje. “Los detalles de bondad y generosidad han sido la respuesta de cuantas personas hemos acudido, estamos muy agradecidos a todos”, han destacado desde la organización, subrayando el papel de sus colaboradores, quienes han aportado “un estímulo y confianza en los valores éticos de nuestra sociedad”.

“Habíamos hecho algunos envíos, pero ninguno como este”, apunta Evilio Morán, presidente de la entidad, quien explica que “tras la devastación causada por las guerras entendemos que es prioritario potenciar su desarrollo”. Tal y como señalan, se trata de zonas que no tienen infraestructuras ni medios de transporte, que fueron abandonadas y que hoy vuelven a ser pobladas, y que tienen un enorme potencial económico para un futuro.

La ONG también opera en el Sáhara, en Dachra, donde ayuda a los numerosos centroafricanos que se ven obligados a emprender su ruta hacia el norte para cruzar en patera a Europa. “Es una realidad muy dura la que viven estas personas, se juegan la vida y a menudo les roban. Es mejor enseñarles a pescar que darles un pez, por lo que queremos ayudarles a trabajar para que sean autosuficientes gracias a este material”, explica Morán. “O ayudamos a los países en vías de desarrollo o seguirán sin tener otra opción que venir aquí, con el drama que ello supone. No van a dar ni un paso atrás y con la pandemia sus circunstancias se han visto agravadas aún más”, explica.

Además de este proyecto, desde la ONG se encuentran apoyando la construcción de un edificio educativo en Guinea-Conakri, y la de un comedor infantil en otra escuela de Venezuela. También operan en Dachra, prestando ayuda a los migrantes de paso, especialmente a las mujeres embarazadas y a sus bebés, y han colaborado en distintas actuaciones en países como México o Haití.

Fundada en 1999, la ONG AMYCO fue formada por ex alumnos del Colegio seminario de los Oblatos en El Abrojo, entre quienes se encuentra el lagunero Arturo Ronda como presidente de honor. Actualmente apoyan a las misiones de Oblatos del mundo en distintos proyectos solidarios y educativos con los más necesitados, aunque también trabajan en otras iniciativas.

En definitiva, es una ONG laica que tiene como único objetivo “luchar por la justicia social y por el desarrollo de la mujer y la infancia en países pobres”. A través de la página web www.amyco.org explican todas sus actuaciones, que son posibles gracias a las donaciones de sus socios y a las subvenciones otorgadas por parte de algunas administraciones. Por su naturaleza y orígenes, Laguna de Duero es su sede y, además, un punto de referencia muy importante en toda su actividad.

Nueva edición disponible

Nueva edición disponible
Hazte ya con la sexagésima edición de la revista Laguna al Día. Haz clic sobre la imagen para verla online.

También podrás conseguir la revista en papel de forma gratuita en todos los negocios patrocinadores y en la Casa de las Artes.

Lo último

Start typing and press Enter to search

Shopping Cart

No hay productos en el carrito.